Las fiestas del Ramo comienzan con buen pie

Anoche alrededor de 1.500 personas desfilaron con las camisetas de sus peñas

Las peñas disfrutaron con la música de la charanga 'Tate show'. L.C.G.
PRIMER DÍA DE FIESTAS

El primer fin de semana de septiembre se celebra de forma diferente en Casar de Cáceres. Las fiestas del Ramo irrumpen y los casareños y forasteros se echan a la calle. Desde hace días los jóvenes casareños avisan de la llegada de esta fiesta en las redes sociales.

Afortunadamente la lluvia, que forzó a cancelar el concierto de Albertucho del pasado jueves, no ha vuelto a hacer acto de presencia y se respiran días de diversión y buen ambiente. La mañana de ayer fue dedicada a los más pequeños. Desde las 11.00 horas pudieron disfrutar de un improvisado parque flotante con diversas actividades en la plaza de Las Palmeras. Pero sin duda la atracción que cada año capta más seguidores es el paseo en tren por las calles de la localidad. Niños y mayores hicieron 'colas' de hasta más de media hora para hacerse un hueco en este pequeño tren que ya forma parte de las fiestas populares.

A mediodía los bares se llenaron de gente. Algunos incluso han trasladado la barra a la calle, la música de unos, y de otros se escucha a lo largo del Paseo de Extremadura. Estos días, los feriantes trabajan de noche e intentarán dormir de día. Durante las fiestas el gremio tiene horario libre para prolongar las horas de diversión.

Pero el pistoletazo de salida de estas fiestas populares fue anoche, cuando oficialmente quedaron inauguradas. Alrededor de 1.500 personas, integrantes de las 58 peñas, desfilaron en el pasacalle que se inició en la plaza del Ferial y culminó en las puertas del Ayuntamiento. El jolgorio, los bailes de grupos de amigos en plena calle al ritmo de la música que interpretaba la charanga 'Tate Show', y los sentimientos de disfrutar con un Ramo más reinaban entre todo lo presente. Los seguidores incondicionales de estos músicos, que acuden cada año a la localidad, esperaron a que la charanga saliera del recinto ferial. El inicio del desfile lo marcaron los integrantes del grupo Santuka de fuego.

Como ya es tradición el viernes de Ramo, las peñas fueron las protagonistas de la noche. 'Los de siempre' son los que cuentan con el mayor número de integrantes, un total de 58 personas. También hay quienes forman peña por primera vez, como el grupo de niños y niñas de 10 y 11 años que ayer lucieron su camiseta bajo el nombre 'La última y nos vamos'. Tampoco faltaron a la cita otras peñas que año tras año continúan llevando su nombre plasmado en las camisetas, entre ellos, 'Los bellotos', 'No me joa', 'Los ovejos', 'El viaje' ó 'Dale al play'. Los esperados jamones y los panes gigantes se repartieron tras la lectura del pregón. Las peñas con más de 30 componentes recibieron dos jamones y dos panes.

La A.D.Casar pronunció el pregón ante la presencia de centenares de vecinos. Fue su presidente, Marcelino Pacheco, quien pronunció las palabras de agradecimiento por el la distinción otorgada por el Ayuntamiento. Destacó que si estaban ahí fue no sólo por los éxitos obtenidos la pasada temporada, sino por "la trayectoria que ha tenido el fútbol en nuestro pueblo". Además, hizo alusión a los directivos y entrenadores que "perdiendo horas de su tiempo libre han trabajado por todos los equipos casi siempre de una forma desinteresada".

La noche continuó con la fiesta repartida por diversos puntos de la localidad. Hubo quienes se divirtieron al ritmo de las canciones interpretadas por la orquesta en la plaza del Ayuntamiento. Otros se trasladaron hasta el polígono La Cañada para disfrutar de la disco móvil. La plaza del ferial y la zona de los bares también contó con una gran afluencia de público.

El viernes del Ramo siempre ha sido un día de fiesta para la gente del pueblo. Muy diferente será la jornada de hoy, ya que vecinos de localidades cercanas, e incluso, de Cáceres se unirán a la fiesta. Miles de personas llenarán la verbena, la discoteca móvil, la zona del ferial, los bares y los parques.