La IX Ruta trashumante congrega a 1.200 personas

Las ovejas han acompañado a niños y adultos durante parte del recorrido. S.R.C.

Alrededor de 1.200 personas han participado hoy en la ruta trashumante que desde hace nueve años se organiza con motivo de la Semana de la Torta del Casar (que este año cumple su vigésima edición). Son los datos que ofrecen los organizadores porque corresponden también al número de tickets que se han entregado para la degustación de frite de cordero y Torta del Casar que ha tenido al término de la ruta.

A las diez de la mañana, centenares de personas, en su mayoría vecinos del municipio, se han dado cita en el Paseo de Extremadura y la plaza de Las Palmeras. Minutos después las sirenas de la Policía Local marcaban la marcha hacia la Encarnación, para hacer la primera parada en la Casa Pinote, en donde se han vuelto a repartir migas y café entre todos los participantes.

Esta ruta que, años tras año, mantiene su itinerario, sigue atrayendo no sólo a los vecinos casareños, sino a personas procedentes de Cáceres o pueblos de la zona. Desde allí se ha unido a la ruta el rebaño de ovejas del casareño Pedro González, que ha vuelto a ser protagonista de la jornada, bajo la atenta mirada de los niños. De esta forma se pretende recordar el antiguo oficio de la trashumancia y los pastores de la zona.

En el recorrido muchos padres guiaban a los sus hijos que viajaban en carros. Caballos y burros han sido también parte importante de este encuentro.

De regreso al municipio el interés se ha centrado en la plaza del Ayuntamiento, en donde se ha vuelto a realizar una demostración de ordeño. Allí los más pequeños han podido ver de cerca a estos animales y fotografiarse con ellos. Luego todos los senderistas se han concentrado en el Paseo de Extremadura. Allí se han instalado una treintena de puestos de artesanos. Había de todo, desde dulces, quesos, joyas, trabajos en marquetería, alfombras y miel casera. Algunos empresarios locales han sacado sus productos a la calle para fomentar las ventas en esta jornada festiva.

Y tras una larga caminata, lo que más apetecía a los participantes era comer. Quienes tenían sus invitaciones han guardado cola para conseguir su ración de frite y tosta de pan con Torta. Para esta ocasión se han preparado 120 kilos de carne y 50 litros de vino (sin Denominación de Origen). El alcalde, Florencio Rincón, ha resaltado el gran número de personas que sigue asistiendo a esta jornada y que ya suma nueve ediciones.

Luego han continuado con la degustación de tapas con Torta del Casar por los diferentes bares del municipio, ya que este fin de semana también se ha celebrado la IV Ruta de la tapa.

El buen tiempo ha acompañado a una jornada que ya está consolidada en el municipio, y que una vez más ha echado a la gente a la calle prácticamente durante todo el día.