La Mesa del Ramo se celebra entre tradiciones y nuevas propuestas

La Mesa del Ramo se celebra entre tradiciones y nuevas propuestas
Momento de la bendición del párroco de los productos de la Mesa ante la presencia de numeroso público. L.C.G.

El Ayuntamiento solicita de nuevo que el Ramo sea declarado de Interés Turístico, y la Junta asiste a las fiestas para valorarlas

Lucía Campón Gibello
LUCÍA CAMPÓN GIBELLO

La Mesa del Ramo volvió a celebrarse el primer domingo de septiembre entre tradiciones y nuevas propuestas. En esta ocasión se celebró a la altura del número 34 de la calle Sanguino, vivienda de los mayordomos de la Cofradía de Ánimas.

El Ayuntamiento sigue en su empeño de que las fiestas del Ramo sean declaradas de Interés Turístico Regional, y este año ha promovido otras actividades para que la Mesa, el acto más tradicional de estos días festivos, destacara ante la mirada de casareños, visitantes y representantes de la Junta de Extremadura, que este año observan muy de cerca el desarrollo de las fiestas tras la nueva petición del Ayuntamiento para conseguir el ansiado reconocimiento.

Desde primera hora de la mañana una gran mesa, decorada y cercada por cuatro grandes encinas lucía en plena calle Sanguino. Un lugar próximo a la iglesia, donde a las doce se celebró la misa. Desde allí, representantes de la cofradía, de la parroquia, el alcalde y concejales, así como el Subdelegado del gobierno, José Antonio García, se dirigieron hasta donde estaba instalada la mesa porque el párroco Luis Vidal Arias tenía que cumplir con la tradición de bendecir los numerosos productos que se habían donado para la Mesa.

De las cuatro encinas colgaban embutidos, pero en la Mesa los protagonistas eran los dulces típicos casareños y de otras localidades próximas, las tartas, entre ellas, la borracha, las tencas en escabeche, cestas de fruta, Tortas del Casar y vinos, miel y hasta algún que otro animal, como gallos y conejos. El primer producto subastado, antes de iniciarse la venta, fue un jamón de cebo que se entregó a un comprador por 165 euros. También salió a subasta un lote de quesos y productos típicos por 70 euros.

El adorno floral también destaca en este encuentro, tanto por los centros que rodean la mesa, como por las flores de papel que este año han decorado un tramo de la calle con motivo de estas fiestas. Varias casareñas, Felisa Manzano, Ángela Borrella, María Luisa Maya y Loli Giraldo, se han encargado de forma voluntaria de elaborar las decenas de flores de papel que ayer hicieron más vistosa los alrededores de la Mesa.

Tras la misa, la Cofradía de Ánimas acudió hasta la Mesa para bendecir y vender sus productos.
Tras la misa, la Cofradía de Ánimas acudió hasta la Mesa para bendecir y vender sus productos. / L.C.G.

Numerosas personas asistieron a este encuentro para adquirir algunos productos, pese a las altas temperaturas registradas durante el mediodía. El Ayuntamiento, por primera vez, ofreció paella a los asistentes, y la cofradía de Ánimas y la asociación 'Privilegio Casar' colaboraron en el reparto de vino. También hubo ponche como obsequio. Desde el año 2008 lo habitual era invitar a un dulce a quienes se acercaban a este encuentro.

Para dar mayor difusión al encuentro y a los actos de la localidad se instaló además un stand con responsables de la Oficina de Turismo. La charanga 'Dando la nota' ambientó este acto.

Desde ayer el Ayuntamiento recoge firmas para dar apoyo a la petición que ha realizado a la Junta para conseguir que el Ramo sea declarado de Interés Turístico. «Es la segunda vez que lo solicitamos y estos días responsables de la Junta están en los distintos eventos para hacer su valoración y esperemos conseguirlo», manifestó el alcalde, Rafael Pacheco.